Hierbas medicinales, una alternativa saludable

revista_motorNotas

Escribe Laura G., del Vivero Municipal de Morón


Naturaleza creativa

El ser humano no sólo utiliza las plantas para su alimentación. Desde tiempos muy remotos se viene comprobando como el consumo o la aplicación de algunas plantas mejora las dolencias y el estado enfermizo de los usuarios que las consumen. Existen miles de plantas útiles para la medicina que se pueden cultivar en zonas urbanas en alguna maceta o en balcones.

Objetivos del Vivero Municipal

En el partido de Morón se realizan talleres abiertos para todos en el vivero municipal. Estos son algunos objetivos que tiene este taller:
– Favorecer el contacto con el medio natural.
– Transmitir la importancia de las plantas para la vida y el medio ambiente.
– Promover el respeto hacia las plantas del entorno.
– Despertar la curiosidad natural y estimular a las personas para pensar y descubrir nuevas cosas por sí mismos.
– Completar conocimientos básicos adquiridos previamente referidos al mundo vegetal.
– Comprender la importancia de las plantas para mejorar la salud de las personas.
– Reconocer algunas de las plantas medicinales más populares.
– Concebir la naturaleza como fuente de vida.
– Fomentar actitudes propias del trabajo científico.

El romero como medicinal

“El romero es un remedio natural utilizado para combatir dolores musculares, golpes o torceduras.”

Una de las plantas que podemos utilizar es, por ejemplo, el romero. Esta planta también se usa como hierba aromática, pero es un remedio natural para combatir dolores musculares o reumáticos, lumbalgias, golpes, torceduras. A continuación explicaré cómo utilizarlo como medicina:
1- Trocear las ramas de romero, quedándonos con las hojas. Una vez eliminados los tallos pesamos 10 gramos de hojas de romero en la balanza de precisión.
2- La cantidad pesada la pasamos al mortero para machacarlas y sacar la esencia de sus hojas. Se aconseja machacar las hojas en pequeñas proporciones para obtener mejores resultados.
3- Una machacadas las hojas se depositan en el frasco de vidrio. Posteriormente se añaden las cantidades de alcohol (75 ml.) y agua destilada (25 ml.) estimadas.
4- Agitamos el contenido. Este frasco debe permanecer cerrado entre 15-20 días debiendo ser agitados al menos una vez al día durante este periodo.
5- Transcurrido el tiempo necesario el frasco de vidrio se filtra en otro recipiente y obtenemos el valioso alcohol de romero.

Más datos interesantes

– Las hojas de laurel se utilizan para calmar malestares estomacales y dolores musculares.
– La yerba del pollo tiene propiedades diuréticas y alivia no sólo empachos y dolores estomacales sino que también calma malestares relacionados al canal intestinal.


[ Nota publicada en Revista Motor #1 ]

Compartir esta nota

Leer otras notas


Leé la revista completa